Flan de limón

Ingredientes 

  •  4 huevos
  •  500 ml de leche
  •  80 g de azúcar
  •  Una cucharadita de esencia de vainilla (opcional)
  •  El jugo de un limón
  •  Una cucharada de ralladura de limón
  •  Para el caramelo: agua y azúcar

Instrucciones

Para elaborar tu flan casero utiliza el mismo limón que uses para extraer su jugo,  para rallar la cáscara. De esta manera reutilizamos los alimentos y no gastamos más de lo necesario.

Precalienta el hrono a 200ºC.

Lo primero que haremos será elaborar el caramelo para la base de los moldes. Para ello, necesitarás 200g de azúcar y un vaso de agua.

Bate bien los huevos y, cuando hayan adquirido una textura espumosa, añade la leche y sigue batiendo. Puedes utilizar una batidora, licuadora, varillas eléctricas o manuales.

Luego, incorpora a la mezcla el azúcar poco a poco y sin dejar de batir. Cuando esté bien integrado, añade la ralladura de limón, mézclalo bien y, por último, vierte el jugo de limón. Como ingrediente opcional tienes la posibilidad de incorporar una cucharadita de esencia de vainilla.

Cuando tengas la masa lista, viértela en el molde y colócalos en una bandeja de horno a baño maría.  

Deberás hornearlos entre 50 minutos y una hora, en función de la potencia de tu horno.

Pasado el tiempo, realiza la prueba del palillo para comprobar que está listo, pínchalo y si el palillo sale limpio quiere decir que está terminado. De lo contrario, deberás dejarlo unos minutos más. Retíralo del horno y deja que se enfríe, cuando se hayan entibiado, introdúcelo en el frigorífico durante dos horas como mínimo.

Recuerda que el flan es un postre que se sirve frío.

A modo de decoración, puedes poner un poco de ralladura de limón o una rodaja encima del flan. 

Comparte!